Palermo: Karina Jelinek inauguró su local de lencería y lo atenderá personalmente

Una vez a la semana, la morocha dejará de lado sus compromisos como modelo y se ubicará detrás de un mostrador. “No se me caen los anillos”, aseguró.

Así es, detás del mostrador del coqueto local pintado de rosa (al estiloVictoria’s Secret), Karina asesorará a las clientas, buscará talles, acomodará perchas y hasta manejará la caja chica.

El local está ubicado en Serrano 1478, Palermo Soho. / Anima Bendita

“Este es un sueño cumplido, que finalmente se hizo realidad después de mucho esfuerzo. Y voy a darle un gran empujón para que sea un éxito: seré vendedora de mi local, donde voy a atender a mis clientas una vez por semana”, prometió la morocha, en un reportaje que le dio esta semana a la revista Gente.

“Siento que todavía tengo mucho por aprender, pero también creo que soy única. De a poquito, quiero armar mi propio emporio como las Kardashian. Y sé que, paso a paso, lo voy a lograr. Ahora voy a empezar a atender el local. No se me caen los anillos por ser vendedora. Es más: me encanta asesorar a las chicas que me siguen. Para mí, su aceptación es muy importante”, reconoció.

Y agregó que la interesada en recibir una atención personalizada deberá pedir turno: “Voy a atender con cita previa, para tener un registro de los clientes”.

¿Pueden ir a comprar los hombres? Claro que sí, cualquier caballero podrá acercarse al local y conseguir un regalito para su pareja. Aunque los que busquen algo más que un conjuntito de lencería deberán abstenerse: “¡Voy a trabajar, no de levante, eh!”.