En dos semanas, subirá a 4 pesos la tarifa del parquímetro porteño

parquimetrosEn dos semanas, el estacionamiento medido aumentará un 33 por ciento: la tarifa por hora pasará de 3 pesos a $ 4. Así se estableció ayer en la audiencia pública obligatoria, según lo confirmaron en la Subsecretaría de Tránsito y Transporte porteña. Si se toma en cuenta que en febrero pasado la ficha para estacionar era de $ 1,40, el incremento acumulado será de casi 186 por ciento.

Esta suba tendrá un considerable impacto en el bolsillo de los porteños, ya que este año se instrumentará la llegada de los parquímetros a los barrios. El plan es extender el estacionamiento medido a Almagro, San Cristóbal, Boedo, Villa Crespo, Colegiales, Caballito, Palermo, Chacarita, Villa Ortúzar y Constitución, entre otros.

La audiencia pública, tal como lo indicaron las fuentes oficiales, fue apenas “un trámite”. Del encuentro participaron unas 15 personas, las cuales no se pronunciaron en contra del aumento de la tarifa, según informaron voceros de la subsecretaría al Diario La Nacion. Tras un informe que debe presentar el Ente Regulador de Servicios Públicos, el gobierno porteño terminará los últimos papeles y publicará en el Boletín Oficial la resolución con el incremento tarifario. Este proceso “demorará aproximadamente dos semanas”, indicó un funcionario porteño.

El último incremento de la ficha (que cubre una hora de estacionamiento) fue exactamente hace un año, cuando en febrero la tarifa horaria por el uso del parquímetro pasó de 1,40 a 3 pesos, lo que implicó una suba de 114 por ciento. En la Capital hay 4000 espacios con estacionamiento medido, distribuidos en el centro porteño y algunas calles de San Telmo, Palermo y Recoleta, entre otras zonas.

En diciembre pasado la Justicia destrabó el proceso de licitación que amplía el servicio de parquímetros a los barrios. Así, en marzo se conocerán las ofertas que llevarán el estacionamiento medido a calles más tranquilas y donde, hasta hoy, dejar el auto es gratuito.

A partir de la extensión del sistema se instalarán, gradualmente, espacios en toda la ciudad, hasta llegar a un máximo estimado en 86.768 espacios de estacionamiento regulado en todo el distrito (representan un 26% del total), y se eliminará el tiempo máximo de permanencia.

TARIFAS VARIABLES

El sistema incorpora distintos tipos de tarifa: la simple, en la que se abonará una cifra básica cuyo valor será constante y el residente no pagará; la progresiva 1 (avenidas, microcentro y macrocentro), cuyo valor aumenta a mayor tiempo y el residente pagará el 50% de la tarifa, y la progresiva 2, con un valor que aumentará de acuerdo con el tiempo y donde el residente podrá estacionar gratis -sólo se otorgará un permiso por domicilio-.

Los barrios que quedan exceptuados de la instalación de parquímetros son Villa Soldati, Versalles, Villa Pueyrredón, Coghlan, Mataderos, Villa Lugano, La Boca, Nueva Pompeya, Parque de los Patricios, Liniers, Monte Castro y Villa Devoto. El horario del estacionamiento medido se mantiene: de lunes a viernes, de 8 a 20, y los sábados, de 8 a 13. Los domingos y feriados, en los lugares habilitados, será gratuito.

Actualmente, existen espacios de estacionamiento medido en algunas zonas de las comunas 1 (Retiro, San Nicolás, Puerto Madero, San Telmo, Monserrat y Constitución), 2 (Recoleta), 3 (Balvanera y San Cristóbal) y 14 (Palermo). Los vehículos pueden estacionarse en estos espacios un máximo de cuatro horas.

Según voceros de la Subsecretaría de Transporte de la ciudad, la actualización del valor de la ficha del parquímetro estaba estipulada desde hacía tiempo, y aseguraron que está vinculada con un ajuste tarifario que “impone la inflación”. Además, agregaron que con la aplicación de nuevos parquímetros en los barrios se busca que los autos no queden estacionados en la vía pública por largos períodos de tiempo.

De todas maneras, el estacionamiento medido en los barrios llegará después de las elecciones a jefe de gobierno porteño, ya que se considera una medida “antipopular”.